Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies aquí. Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
inicio » Cronicas » JORNADA 4: BETANZOS 3 - 7 ONCE CABALLEROS

JORNADA 4: BETANZOS 3 - 7 ONCE CABALLEROS

Estamos en una fase de la temporada en la que los entrenadores podemos provocar un corto circuitos en los niños. Y es que el formato de competicion, hace que debido a lo corta de la misma, intentemos dar demasiada información que no siempre es procesada por todos de igual manera, y esto es lo que le ocurre al equipo. Tan solo llevamos mes y medio entrenando, y casi hemos consumido la mitad de la liga. No entiendo la prisa que existe por abandonar el fútbol 8 por un fútbol 11 que será dominador el resto de sus vidas deportivas. En el fútbol 8 los niños participan más, están casi todo el tiempo en el centro de juego y esta es la manera en la que más aprenden. Pero las cosas son así y hay que aceptarlas e intentar aprovechar el tiempo al máximo.

Nunca debemos olvidar que estamos trabajando con niños y que cada uno tiene su ritmo de asimilación de contenidos y de aprendizaje, y nos encontramos con los que no les cuesta nada hacer lo que les pide el entrenador, los hay que sólamente hacen lo que se les pide sin pensar si es lo mejor o peor en cada momento, los hay quien todavía no han asimiliado las primeras nociones básicas y les cuesta mas progresar, otros asimilan las nuevas ideas a la vez que olvidan las iniciales etc.. insinto, son niños. Y en esta tesitura nos encontramos a dos alumnos aventajados (ya estuvimos juntos), que son Marcos y Javi. Javi, pese a ser el jugador más débil (fisicamente hablando) del equipo, nos dió una lección de como sacar el balón desde atras el pasasdo sábado como si de un veterano se tratase. Sabe que debe rehuir el contacto físico porque es inferior a los demás, y teniendo claro eso, dió al equipo una salida brillante de balón por momentos. Por otro lado está Marcos, que pese haberse perdido numerosos entrenamientos debido a una lesión, en tan solo 25 minutos ofreció un repertorio de desmarques, apoyos y creación de espacios para sus compañeros siendo su debut en la competición. Además, por si fuera poco, tuvo el premio de hacer 3 goles que seguro que le sirven para olvidar su lesión y seguir progresando.

En cuanto al partido, como comentaba al principio, el equipo sigue algo espeso. Esta semana pudimos ver algo de mejoría con el balón en los pies, pero sin embargo olvidamos alguna premisa defensiva que nos pudo costar algún gol más. Comienzan a verse combinaciones que empiezan en nuestro portero y acaban con un tiro en la portería contraria sin que el equipo rival toque el balón. Queda mucho que mejorar puesto que nos encontraremos rivales mucho más fuertes que nos exigiran mucho más. Lo bueno que tiene este equipo es que tiene mucho margen de mejora. Hay materia prima, que es lo difícil de conseguir. El próximo sábado tenemos otra oportunidad para seguir creciendo contra el At. San Pedro al que ya nos enfrentamos en pretemporada. Será un buen rival para hacer una pequeña evaluación del poco teimpo que llevamos juntos. Por mi parte, agradecer ese aplauso merecido que se llevan los niños al final de los partidos, ganen... o pierdan.

Gracias afición!